UNA ACLARACIÓN MUY OPORTUNA

Ponemos en el conocimiento de nuestros amables lectores que todo el material que ofrecemos como posts en este blog ha sido extraído de la obra LOS FUNDAMENTOS DEL ESPIRITISMO, previa autorización de su autor nuestro distinguido amigo Prof. Jon Aizpurua.

No nos atreveríamos a divulgar este precioso e invaluable material doctrinario y de divulgación de la cultura espírita si no tuviésemos de antemano la autorización expresa de su autor, de lo contario incurriríamos en el plagio, actitud que nos despierta repugancia tan sólo con mencionar el término.

Hemos escogido esta obra, LOS FUNDAMENTOS DEL
ESPIRITISMO, porque estamos seguros que ella constituye la exposición más actualizada de los postulados doctrinarios expresados por el Codificador Allan Kardec, enmarcados en nuevo contexto paradigamático; el vigente en estos tiempos que corren.

En LOS FUNDAMENTOS DEL ESPIRITISMO el autor reinvidica el verdadero carácter de la Doctrina Espírita, como un sistema de pensamiento laico, racionalista, e iconoclasta, alejado de todo misticismo religioso, tal como fue codificada la Doctrina por el Maestro Allan Kardec en el siglo diecinueve.

Esta obra es eminentemente didáctica, porque está escrita en un estilo ágil y ameno, sin que por ello pierda consistencia en su brillante exposición de ideas, llegando a toda clase de público lector, desde el estudioso del Espiritismo hasta aquellas personas que se encuentran en la búsqueda de una filosofía racional que les ayude a pensar al mundo y a sí mismos.

René Dayre Abella
Nos adherimos a los postulados doctrinarios sustentados por la Confederación Espiritista Panamericana, que muestran a la Doctrina Espírita como un sistema de pensamiento filosófico laico, racionalista e iconoclasta. Alejado de todo misticismo religioso. Apoyamos la Carta de Puerto Rico, emanada del XIX Congreso de la CEPA en el pasado año 2008.

sábado, 26 de octubre de 2019



                                                      ALFRED RUSELL WALLACE


Ivan Moreno en ESPIRITAS KARDECIANOS. ALLAN KARDEC.
ALFRED RUSELL WALLACE. EL GRAN OLVIDADO.
(Geógrafo y naturalista inglés)
“Durante la última conversación que sostuvimos [poco antes de su muerte], Darwin se mostró muy pesimista tocante al futuro de la humanidad.“
“La selección natural sólo pudiera haber dotado al salvaje de un cerebro poco superior al del antropoide, pero él posee uno que es muy poco inferior al de un miembro común de nuestra ilustrada sociedad.”
“En mi soledad he meditado mucho sobre los temas incomprensibles de espacio, la eternidad, la vida y la muerte.”
___________________________________________________________________
Al contrario que Darwin, Alfred Rusell Wallace no tuvo mucha suerte. Su padre era un abogado que vivió de una pequeña fortuna que había heredado. Cuando el dinero se terminó, logró empleos eventuales como bibliotecario y profesor.
Su hijo Alfred dejó el colegio a los 13 años, aunque sin abandonar nunca los libros. Leer a Alexander von Humboldt y al propio Darwin espoleó su deseo de repetir estas hazañas. En 1848, Wallace se embarcó rumbo a América del Sur.
Durante más de cuatro años exploró el Amazonas y Río Negro, donde estuvo a punto de desaparecer varias veces. De regreso a Inglaterra, su barco se incendió y perdió la mayor parte de su colección de animales y plantas.
Dos años más tarde volvió a la carga. América del Sur se había convertido en foco de atención de los naturalistas, por lo que Wallace decidió explorar las ignotas islas de Insulindia. Alli ideó el mecanismo de la selección natural casi a la vez que Darwin, aunque este se llevó los laureles.
Wallace era dualista creía en un principio espiritual que anima la materia.
“Para la época en que empecé a estudiar los fenómenos espíritas, yo era un filósofo escéptico y sentía placer en leer las obras de Voltaire, Strauss y Vogt. Era un materialista tan afirmado en mis ideas que en esa época me era imposible concebir la existencia del alma y no creía que hubiera en el universo más fuerza que la de la materia. Pero los hechos son muy elocuentes y me han convencido de esta verdad”
En los últimos años de su vida, las ideas de Russel Wallace sobre la selección natural se alejaron de las de Darwin, por considerar que la presencia del factor espiritual que anima la vida es un dato esencial que implica la doble evolución espiritual y biológica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario