UNA ACLARACIÓN MUY OPORTUNA

Ponemos en el conocimiento de nuestros amables lectores que todo el material que ofrecemos como posts en este blog ha sido extraído de la obra LOS FUNDAMENTOS DEL ESPIRITISMO, previa autorización de su autor nuestro distinguido amigo Prof. Jon Aizpurua.

No nos atreveríamos a divulgar este precioso e invaluable material doctrinario y de divulgación de la cultura espírita si no tuviésemos de antemano la autorización expresa de su autor, de lo contario incurriríamos en el plagio, actitud que nos despierta repugancia tan sólo con mencionar el término.

Hemos escogido esta obra, LOS FUNDAMENTOS DEL
ESPIRITISMO, porque estamos seguros que ella constituye la exposición más actualizada de los postulados doctrinarios expresados por el Codificador Allan Kardec, enmarcados en nuevo contexto paradigamático; el vigente en estos tiempos que corren.

En LOS FUNDAMENTOS DEL ESPIRITISMO el autor reinvidica el verdadero carácter de la Doctrina Espírita, como un sistema de pensamiento laico, racionalista, e iconoclasta, alejado de todo misticismo religioso, tal como fue codificada la Doctrina por el Maestro Allan Kardec en el siglo diecinueve.

Esta obra es eminentemente didáctica, porque está escrita en un estilo ágil y ameno, sin que por ello pierda consistencia en su brillante exposición de ideas, llegando a toda clase de público lector, desde el estudioso del Espiritismo hasta aquellas personas que se encuentran en la búsqueda de una filosofía racional que les ayude a pensar al mundo y a sí mismos.

René Dayre Abella
Nos adherimos a los postulados doctrinarios sustentados por la Confederación Espiritista Panamericana, que muestran a la Doctrina Espírita como un sistema de pensamiento filosófico laico, racionalista e iconoclasta. Alejado de todo misticismo religioso. Apoyamos la Carta de Puerto Rico, emanada del XIX Congreso de la CEPA en el pasado año 2008.

viernes, 20 de noviembre de 2009

XX Congreso Espírita PanAmericano



DECLARACIÓN FINAL – CARTA DE PUERTO RICO
Espíritas de América, reunidos bajo el auspicio de la Confederación Espírita Panamericana en San Juan, Puerto Rico, en el marco del XX Congreso Espírita Panamericano, del 4 al 8 de junio de 2008, resuelven publicar la siguiente:
Declaración Final:
1 – Con la temática central del Congreso: Desarrollo Integral de la Humanidad: La Contribución del Espiritismo- se ratifica la comprensión de que el Espiritismo, doctrina moderna que tiene como base la inmortalidad del espíritu y su evolución, puede ofrecer a la humanidad herramientas eficientes de progreso en el campo del conocimiento, del bienestar, de la salud y de la transformación ética y social del ser humano;
2 – Los temas presentados y debatidos en este evento fortalecen la tesis filosófico-científica que identifica al espíritu como principio inteligente del universo y unidad fundamental del ser humano, y por consecuencia, verdadero agente transformador del individuo y de la sociedad. Su visión evolucionista y progresista, apoyada en las leyes de la naturaleza, dirige a la comunidad de espíritus encarnados y desencarnados rumbo a estadios superiores de desarrollo integral, más rápidamente alcanzables en la medida en que se armonicen el conocimiento y la ética;
3 – A partir de un enfoque espiritualista, humanista, laico, progresista y libre-pensador, el XX Congreso Espírita Panamericano, durante su realización, ofreció al debate y a la reflexión temas de actualidad científica, filosófica y social, tales como: defensa de la vida, salud física y mental, bioética, educación, desigualdades sociales, ambientalismo, sexualidad, pluralismo y fundamentalismo.
4 – Merece mención especial el enfoque dado por diversos trabajos presentados en el Congreso registrando el interés actual de importantes sectores de la ciencia, por ejemplo antropología, psicología, psiquiatría y física cuántica, hacia lo que podrían denominarse “el redescubrimiento del espíritu y de la consciencia”. Investigaciones en torno a la mediumnidad espírita como concepto y herramienta terapéutica, según algunos estudios, especialmente en Universidades de Estados Unidos de América y Puerto Rico, abren perspectivas favorables a la adopción de nuevos paradigmas del pensamiento y de la ciencia, capaces de ofrecer resultados beneficiosos que promueven la salud física y mental y el equilibrio emocional del ser humano.
5 – Recordando a Allan Kardec como educador, y reflejando el carácter eminentemente pedagógico de la propuesta espírita, el Congreso ratificó su convicción en la viabilidad de un mundo mejor, construido a partir de la educación. Los principios espíritas ofrecen herramientas eficientes para el descubrimiento y valorización del potencial transformador presente en las nuevas generaciones. Ninos y jóvenes de hoy son los constructores del mundo del manana. Esa realidad estimula a la práctica de una educación enfocada hacia la Evolución Consciente, que le brinde apoyo al desarrollo de sus potencialidades.
6 – El Congreso de Puerto Rico reconoció y ratifica la actualidad de la propuesta espírita, aliada a la permanente necesidad, que le es inherente, de actualizarse en consonancia con los avances del conocimiento. Transcurrido un siglo y medio desde su sistematización por Allan Kardec, gracias al intercambio entre la humanidad encarnada y desencarnada, el Espiritismo evolucionó y se encamina como propuesta científica y filosófica-moral permanentemente actualizable. Preservando esas características progresistas y progresivas, presenta condiciones favorables de ofrecer importantes contribuciones a la ciencia y al pensamiento filosófico, dadas sus connotaciones ético-morales.
7 – Frente a la riqueza de temas expuestos y discutidos, todos ellos reconociendo el carácter positivamente transformador del Espiritismo, la Confederación Espírita Panamericana, sintetiza los sentimientos de los participantes del evento, procedentes de Argentina, Brasil, Espana, Estados Unidos, Guatemala, Méjico, Puerto Rico, República Dominicana y Venezuela INVITANDO a los espíritas de todo el mundo a aunar esfuerzos personales e institucionales en favor del progreso de los pueblos, difundiendo el conocimiento y ejemplificando con actitudes de amor, solidaridad y justicia.
San Juan, Puerto Rico, 7 de junio de 2008.
Confederación Espírita Panamericana

No hay comentarios:

Publicar un comentario