UNA ACLARACIÓN MUY OPORTUNA

Ponemos en el conocimiento de nuestros amables lectores que todo el material que ofrecemos como posts en este blog ha sido extraído de la obra LOS FUNDAMENTOS DEL ESPIRITISMO, previa autorización de su autor nuestro distinguido amigo Prof. Jon Aizpurua.

No nos atreveríamos a divulgar este precioso e invaluable material doctrinario y de divulgación de la cultura espírita si no tuviésemos de antemano la autorización expresa de su autor, de lo contario incurriríamos en el plagio, actitud que nos despierta repugancia tan sólo con mencionar el término.

Hemos escogido esta obra, LOS FUNDAMENTOS DEL
ESPIRITISMO, porque estamos seguros que ella constituye la exposición más actualizada de los postulados doctrinarios expresados por el Codificador Allan Kardec, enmarcados en nuevo contexto paradigamático; el vigente en estos tiempos que corren.

En LOS FUNDAMENTOS DEL ESPIRITISMO el autor reinvidica el verdadero carácter de la Doctrina Espírita, como un sistema de pensamiento laico, racionalista, e iconoclasta, alejado de todo misticismo religioso, tal como fue codificada la Doctrina por el Maestro Allan Kardec en el siglo diecinueve.

Esta obra es eminentemente didáctica, porque está escrita en un estilo ágil y ameno, sin que por ello pierda consistencia en su brillante exposición de ideas, llegando a toda clase de público lector, desde el estudioso del Espiritismo hasta aquellas personas que se encuentran en la búsqueda de una filosofía racional que les ayude a pensar al mundo y a sí mismos.

René Dayre Abella
Nos adherimos a los postulados doctrinarios sustentados por la Confederación Espiritista Panamericana, que muestran a la Doctrina Espírita como un sistema de pensamiento filosófico laico, racionalista e iconoclasta. Alejado de todo misticismo religioso. Apoyamos la Carta de Puerto Rico, emanada del XIX Congreso de la CEPA en el pasado año 2008.

miércoles, 18 de noviembre de 2009

CLASIFICACIÓN DE LOS FENÓMENOS PARANORMALES

Después de la propuesta inicial de RHINE, clasificando los fenómenos paranormales dentro de dos vertientes básicas, de la percepción extrasensorial y la psicocinesia. el campo de estudio de la parapsicología se ha venido ensanchando notablemente en las últimas décadas, por lo que se hace necesario adoptar criterios que sean uniformes y coherentes para que sean clasificados atendiendo a las relaciones y semejanzas entre ellos. Hemos preparado el esquema que sigue a continuación con el propósito de proporcionar una visión panorámica del amplio espectro de los fenómenos paranormales, con la advertencia de que no se trata de una clasificación definitiva ni tampoco rígida, puesto que muchos de esos fenómenos podrían ser ubicados en varios grupos a la vez, conforme a su naturaleza y origen. Hablamos entonces, de cuatro grupos:

Fenómenos parapsíquicos. Son también denominados de Percepción Extrasensorial (ESP). Psi-Gamma o Subjetivos. Se refieren a los hechos paranormales vinculados con los procesos cognitivos.

Fenómenos parafísicos. Se les denomina también de Psicocinecia, Psi-Kappa u Objetivos. Se refieren a la función PSI en su aspecto motor e incluyen todas las influencias paranormales que ejercen efectos tangibles sobre la realidad física.


Fenómenos parabiológicos. Comprenden las manifestaciones paranormales mixtas (psíquicas y físicas) ejercidas sobre seres vivientes, independientemente de su nivel evolutivo dentro de la escala filogenética, y que provocan modificaciones en su constitución o en su funcionamiento.

Fenómenos paratanáticos. También llamados de Psi-Theta. A ellos pertenecen ciertos hechos insólitos presuntamente provocados por seres ya fallecidos, es decir, espíritus desencarnados o agentes Theta, y en general, cualquier episodio que involucre alguna forma de sobrevivencia después de la muerte, bien sea de carácter subjetivo (Theta-psigamma) u objetivo (Theta-psikappa).
En la foto el científico inglés William Crookes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario